Browsing Tag

thenorthface

Relatos, Running

Ultramaraton Vs. Depresión – Rob Krar

6 octubre, 2015

Todos corremos por alguna razón, todos tenemos nuestros demonios y tal vez, algunos, tienen dentro suyo muchas cosas más. Los ultramaratones son carreras muy exigentes, que atraen a todo tipo de gente, las ultras llevan al cuerpo y la mente hasta límites inconcebibles para la mayoría de las personas, muchos de los que correr ultras son personas que anteriormente cedieron a distintas adicciones o tentaciones y el ultramaraton fue lo que les devolvió la vida, les dio un nuevo propósito y nuevos desafíos.
La historia de Rob Krar no es muy diferente a la de cualquier otro atleta y su historia de superación o tal vez si es distinta.

Rob Krar utiliza las carreras de larga distancia como herramienta para luchar contra su depresión, esas herramientas le permitieron ganar en 2014 las míticas Western States 100 y Leadville 100, este año 2015 volvió a ganar la Western States con el segundo mejor tiempo en la historia de la carrera. Esta es una pequeña muestra de su vida y su lucha.

Por: Rob Krar

Mi mayor miedo en la vida es que esto va ir a peor..…y que va a ser un bajón. No sólo para mí, sino para Cristina. Paso muy rápido de sentirme bien y feliz con la vida a caer por un agujero y no puedo evitarlo. Es una tristeza abrumadora, que no tiene ningún propósito, no debería estar ahí. Es realmente frustrante, triste, me enoja, todas esas emociones que duran por mucho tiempo, desde cuatro, cinco, seis días hasta una semana.

Me paso la mayor parte del tiempo en la cama, tratando de que se me pase durmiendo. Desde que conocí a Cristina tengo a alguien con quien hablarlo. No es que lo hablemos mucho, pero ella está ahí para ayudarme.

Rob-Krar-Leadville

El mayor cambio para mí fue que por mucho tiempo estaba negado de que tenía depresión y cuando tenía estos episodios me enojaba conmigo mismo. Una parte de mi decía: “No, estas bien! Sólo levanta el culo de la cama!” Así de simple. Pero no era así de simple así que, lo combatía y creo que el mayor cambio para mí fue aceptarlo, reconocer que estaba por caer en el agujero y recibirlo con los brazos abiertos. Ok, estoy en el borde, no voy a salir de ahí y sólo voy a tratar de atravesar el momento. Me permito a mí mismo pensar en el momento y decir “Ok, esto realmente apesta!” y desearía que esto no me estuviese pasando. Esa fue una gran estrategia para mí, me ayudo a acortar estos episodios, incluso a sólo un día. También es muy feo para Cristina, en muchas maneras, supongo que es difícil cuando ves a alguien que amas atravesar esos momentos y eso creo que también me ha ayudado a que estos episodios sean más cortos, ahora sé que tengo a otra persona involucrada en mi vida. Anteriormente había estado viviendo solo o viviendo en una casa con tanta gente que ni siquiera notaban si estaba ahí o no. No tenía a nadie por quien preocuparme y ahora si lo tengo. Creo que trabajo más duro para salir del agujero lo más rápido posible y hacer lo mejor por todos los que me rodean.

Rob-Krar-Running-Tips

Me es posible llegar a un lugar en el final de las ultras a los que nunca había llegado antes, no puedo llegar a estos lugares entrenando. Siempre llega en el último cuarto de la carrera, entro en ese lugar, no entiendo la relación entre mi depresión y ese lugar al que llego, pero sé que están relacionados de alguna manera. Creo que están relacionadas en la manera en que manejo mejor mis episodios, los acepto con los brazos abiertos, permito que pasen, escuchas que mucha dice: “Tienes que combatir el dolor, ignorar el dolor!” y yo soy el opuesto, cuando la carrera está ya muy avanzada y estoy luchando, mi cuerpo se está quedando sin energía, mi mente sólo me dice que pare. Lo acepto y lo recibo con los brazos abiertos, ese dolor, ese sentimiento físico y mental. Siento que soy un privilegiado por poder vivir esa experiencia, creo que muy pocas personas son capaces de poder manejar esa energía y emociones que envuelven esa última etapa de una carrera. Así que así es como están relacionadas, me encanta la experiencia que vivo hacia el final de un ultra pero no deseo que nadie viva esos episodios así en eso son muy distintos al mismo tiempo. Pero están conectados, todavía sigo aprendiendo de esto. La primera vez que me pasó fue en Leona Divina (2013 – 80Km) así que sólo lo he experimentado cuatro o cinco veces pero es increíblemente asombroso, me encanta.

Extracto del siguiente video:

Rob Krar es un ultramaratonista de Canada, patrocinado por The North Face entre otros, conoce más sobre su historia aqui: www.thenorthface.com/about-us/athletes/rob-krar.html

"LEADVILLE, CO - AUGUST 16: Runner Rob Krar #376 is seen running towards the Outward Bound Colorado aid station during the 2014 Leadville Trail 100 ultramarathon on Saturday, August 16, 2014 in Leadville, Colorado. (Photo by Kent Nishimura/The Denver Post)"

Sigue los pasos de Rob a través de Twitter – @rodkrar

Relatos, Running

TRANSVULCANIA 2015 – TIMOTHY OLSON

3 junio, 2015

Lo bueno que tiene mi cerebro es que se olvida de todo muy fácilmente. Así que Transvulcania así como llegó se fue. Lo pasé bastante mal, pero ese momento ya pasó y ahora estoy enfocado en mi siguiente carrera a la vista, Lavaredo. Ok, en realidad sólo estoy enfocado en mi próximo entrenamiento, tratando de seguir mejorando y a la vez disfrutando de cada momento, viviendo la buena vida, inmerso en los olores, sonidos, colores y emociones que hacen del correr en la naturaleza algo tan hermoso. Eso es algo que no olvido aun en medio de una carrera tan exigente como la TV, siempre pienso en todo lo bueno y siempre estoy agradecido.

Este fue mi tercer viaje a la isla de La Palma; es uno de mis lugares favoritos para visitar cada año. Las vibraciones positivas de la isla siempre están al máximo, todo el mundo es muy amable y alentador y se siente muy bien ser querido aun cuando mi performance no fue como me hubiese gustado. Aun cuando las cosas estaban yendo mal, mi objetivo principal era superar ese bajón y aun así obtener una buena carrera alrededor de la isla. Si, algunos momentos fueron extremadamente difíciles y hubiese querido abandonar, pero perseverar a través de la adversidad es una de las razones por las que elegí correr estas locas carreras de ultra.

Y que sucedió? Básicamente tuve uno de esos días malos. Nunca me sentí especialmente “olímpico” esa mañana, pero comencé la carrera con la intención de mantenerme fuerte y positivo en todo. Sin embargo, estaba algo preocupado de si mi entrenamiento había funcionado pero igualmente estaba bastante emocionado en poner a prueba las cosas y ver que deparaba el día. Corrí hasta El Pilar (26.8k) sintiéndome de alguna manera conforme con mi salida, siguiendo en control y listo para atacar las próximas etapas de la carrera. Sin embargo, con la rápida salida y una bebida mixta que no me sentó bien (debería haberle agregado más agua!), empecé a sentir nauseas. Pasé por El Reventon (34K) tome unos tragos de coca-cola, esperanzado de que el malestar pasara. Las cosas continuaron desenvolviéndose desagradablemente mientras vaciaba mis tripas al costado del camino, me sentí mareado durante la mayor parte del día y de la noche también. Tal vez tenía un virus estomacal, tal vez el desayuno pre-carrera no me sentó bien, supongo que no necesito saberlo en realidad, a veces creo que la gente tiende a sobre analizar las cosas demasiado. Fue simplemente un día duro y así es.

Esto fue difícil de aceptar, en el momento, aun más siendo mi primera carrera del año. Pero si bien esto no se convirtió en una carrera espectacular, tenía la esperanza de poner a prueba mi estado de forma y comenzar el año de buena manera. Me decepcionó el hecho de que no fui capaz de correr de manera más fuerte, pero ese sentimiento ha desaparecido ya que la carrera está ahora en el pasado y tengo mucho que conseguir ahora mismo en el presente. No estoy seguro de estar en lo cierto igualmente, mi carrera fue una mierda y me sentí extremadamente miserable en gran parte de ella, pero aceptando la situación, me fue posible seguir adelante y llegar al final a duras penas, satisfecho con dejarlo todo y aun así llegar al final y a una atronadora multitud, disfrutando del día en Los Llanos.

timothy_olson_2

Aunque el cerebro está un poco atontado debido al duro día, todavía puedo recordar momentos entrañables como el floreciente amanecer sobre El Teide y el mar de nubes que hizo remitir el dolor en mi cuerpo y me trajo nuevamente al momento presente, entendiendo el simple hecho de que estoy vivo y corriendo en uno de mis lugares favoritos. Incluso entre todo lo que estaba sufriendo y las náuseas, la multitud coreando mi nombre y despidiéndome con palabras de aliento y coraje me mantuvo con el ánimo en alto. Estoy muy agradecido por todo el amor de la comunidad de La Palma, algo que me impulso hacia adelante cuando las cosas pintaban mal.

IMG_0397-1024x673

Retrospectivamente, tenía confianza en mi estado de forma pero sentí como si tendría que haber hecho algunos entrenamientos largos en la montaña para darle a mis piernas la fuerza para seguir apretando, especialmente en el descenso a Porte de Tezacote ya que en ese momento mis piernas estaban bastante machacadas. Todos encontramos diferentes maneras de entrenar y yo particularmente estoy feliz de tener la ayuda de un excelente entrenador como Koop en el CCT. Todavía necesito entrenar diferentes aspectos y ser capaz de seguir empujando cuando el momento lo requiere, pero mucho de mi éxito y alegría viene de esos largos, duros y desafiantes entrenamientos en las montañas. Creo que mi cuerpo está preparado para correr ultras, realmente lo creo, sin embargo soy muy consciente de que mi éxito viene de buscar mis límites y experimentar en carne propia desafíos emocionales y físicos en mis días en la montaña. Todo lo que he conseguido viene desde mi espíritu implacable que nunca se rinde y cuando las cosas se complican, no me quejo, pido más.

Y con algunas lecciones aprendidas y un fuego interno para mirar adelante, me quité el polvo, recordé por qué hago lo que hago y eso me hizo sentir aún más amor, recordando que ese sentimiento de incomodidad es también parte de lo que amo y lo que me hace seguir adelante con confianza y determinación.

En general, la pasé muy bien el La Palma y espero volver a ser parte de este evento muy pronto. La organización es increíble y siempre es bueno verlos y hablar con ellos en persona de todo el esfuerzo y trabajo que ponen para este evento. Es un evento especial con una isla entera vibrando con energía positiva. Gracias a todos!

Paz,

Timothy

 

Relato original: http://www.timothyallenolson.com/2015/05/24/transvulcania/

Sigue las proximas aventuras de Timmy aqui: www.timothyallenolson.com

 

Relatos, Running

Hal Koerner’s – TOP 10 de lo que “debes” y «no debes» hacer en el día de la carrera.

26 octubre, 2014

 

TOP 10 de lo que “debes” hacer en el día de la carrera.

 

Debes ser paciente: La carrera es muy larga, deja que se desarrolle, y recuerda siempre apreciar y disfrutar del viaje.

Debes tomarte con calma el día anterior a la carrera: Tomate con calma el día y la noche anterior a la carrera. Los organizadores de carrera no te lo pondrán fácil, colocando interesantes expos y paneles de discusión en día anterior a la carrera, cuando estas de pie, caminando por ahí, gastando energía. Ten la disciplina de minimizar esto, has un esfuerzo consciente por sentarte y descansar, con tus pies lo más arriba posible. No desperdicies todo el buen trabajo que has hecho en tu puesta a punto en esos últimos días.

Debes llevar un reloj: Yo no solo confió en mi reloj para saber si llevo el paso correcto, sino también para una correcta y estratégica hidratación e ingesta de comida. Por ejemplo, sé que quiero tomar un gel cada 20 o 30 minutos; sé que quiero tomar una botella entera de fluidos en una hora. Un reloj me mantiene en ese plan. Algunas personas confían en los avituallamientos en algunos momentos. Sin embargo, eso implica un gran conocimiento del circuito que la mayoría de los corredores no posee, y también deja en manos de los avituallamientos tu ritmo de recargar energías, que debería estar en tu control. Tu reloj es tu salvavidas. Úsalo.

Debes recargar energía seguido y con tiempo: Intentar jugar al “lo dejo para más adelante” en una carrera es una propuesta peligrosa y seguramente te condenará. Por un lado, procesas azucares y solidos de muy mala manera hacia el final de la carrera. También, al estar cansado, es más fácil olvidarse de recargar energías de la manera correcta en el transcurso de la carrera. No llegues al punto de estar con hambre o con sed. Carga y recarga energía del principio al final.

Debes tener más de una meta: De esa manera, si la primera meta se va por la ventana, puedes recurrir a tu segunda o tercer meta. Por ejemplo, tu meta principal puede ser llegar primero en tu categoría. Tu segunda meta puede ser enfocada más en los tiempos, como llegar sub-24 horas en una carrera de 100 millas. Una tercera meta puede ser tan solo lograr terminar la carrera.

Debes estar listo para resistir cuando las cosas salen mal: Si te doblas un tobillo, tu respiración se entrecorta o tú estomago deja de funcionar, tú y tu equipo deben estar preparados para “armar un plan” con rapidez en ese momento. Tienes que estar listo y abierto a lo que sea que pase. Si tienes severos calambres, por ejemplo, un buen plan podría ser: Vamos a caminar en vez de sentarnos y no hacer nada. O, correré durante 2 minutos y caminaré durante 2 minutos. Mentalmente, elaborar un plan te devuelve y te mantiene en control de tu carrera. Micro gestiona el problema mientras mantienes un ojo en el gran objetivo.

Debes exigirte un poco: Esto es una carrera, después de todo. Y tú has entrenado duro para este día, tal vez años de esfuerzo acumulado, tal vez 6 meses seguidos priorizando los entrenamientos en vez de otras cosas en tu vida. Tú te debes el derecho a reclamar eso por lo que tanto has trabajado. Así que ve a por ello! No seas tentativo. Aprieta el acelerador en esas subidas, encuentra ese ritmo en el que has entrenado y mantenlo. No tengas miedo en poner la vara un poco más alto de lo normal es tu sueño el que vas a buscar y por el que has trabajado tanto – Acéptalo y disfruta!

Debes visualizar el éxito: Durante cada carrera, me imagino a mismo ganando. Donde sea que suceda, siempre debes tener algo en tu mente que te inspire como un faro en la oscuridad- tal vez es ganar la carrera o tu categoría, o tal vez el solo hecho de cruzar la línea de meta. Visualiza el éxito. Visualiza la carrera. Visualiza el pasar por los avituallamientos. En cuanto a mí, en los momentos duros de la carrera, pienso en algunos de los mejores lugares en donde cruce la línea de meta, veo todas esas imágenes en un todo.

Debes divertirte: Aprovecha todo el día, y agradece esa gran oportunidad que tienes de estar donde estas. Cuando las cosas van mal, recuérdate que estás ahí para divertirte y disfruta del día como se te presente y de cómo se desarrolle. Disfruta del momento.

Continue Reading…

Relatos, Running

ACEPTACION – Timothy Olson

13 octubre, 2014

“Si hay luz en tu corazón, encontraras el camino a casa” – Rumi

 

Aceptar mi propia mísera mientras estaba tirado junto a una pila de chatarra sucia y abandonada junto al rio fue una de las cosas más difíciles a las que tuvo que enfrentarse mi mente. “Que mierda había sucedido?!”, me preguntaba a mí mismo mientras intentaba volver de la muerte sin éxito aparente, abrazado a mi pila de chatarra. Me sentía como Steve Martin en the Jerk – No necesitaba nada, solo mi nueva y querida pila de suciedad y no iba a separarme de su confiable comodidad.

Todavía no estoy seguro de cómo me puse de pie, supongo que mi esposa me insistió, comencé a moverme y vomite….mucho! Eso me permitió que pudiera respirar mejor y de alguna manera aliviar el dolor que sentía en el pecho. Me sentía como si alguien me hubiese clavado su codo en el esternón, no dejando que el aire llegue a mi cerebro donde todo ya se veía nublado y surrealista. Vomitar me ayudó mucho, repetí esta acción algunas veces más subiendo a Engineer Pass a 13.000ft, esta rutina de vomitar había comenzado poco después de Virginus Pass y por un consumo inoportuno de Red Bull.

Desechando todo lo que había consumido en mis primeras ocho horas de carrera ayudo a mi estómago y a mi cabeza, pero mis piernas tenían poca energía y ya estaba bastante harto de esa idea de que las “bellas” montañas son algo hermoso para ver. Tirar la toalla parecía fácil, era claramente lo que había que hacer ya que mi día estaba terminado y no podía ni siquiera pensar en arrastrar mi cuerpo a través de ninguna otra “bella” montaña. Seguramente las montañas de San Juan son magníficas y hermosas, pero también son malignas e implacables. Así que, hablemos de eso……..

photo-4-1

Early on (Temprano) Photo by Kara Teklinski

Comencé mi día como cualquier típica mañana. Comiendo algunos PocketFuel nut-butter y atando los cordones de algunas zapatillas para terminar de prepararme para una épica aventura en las montañas. Desde Silverton un grupo de legítimos y aspirantes a Hardrockers comenzaron a correr. Nuestro ritmo era pausado, nuestra moral alta y con la mirada puesta en el viaje que íbamos a realizar. Tome parte en una pequeña conversación pero más que nada me hacía gracia que los cuatro tíos con los que estaba hablaban en francés (Dakota está aprendiendo, pero Kilian, Julien y Adam todos hablan francés fluido). Es un lenguaje hermoso, pero todo lo que se decir es merci y alguna que otra palabra para entrar y salir de las estaciones de avituallamiento. Así que me relaje, deje que ellos gasten su oxígeno y me dedique a escuchar al rio que me hablaría durante los próximos días. El rio habla muchos idiomas, pero para mí son más que nada risas.

En muy poco tiempo estábamos subiendo y bajando el Grant Swamp Pass (13km/milla15) por encima del lago de la isla se elevaban las montañas y reflejaban sus picos en el agua cristalina del lago. Me sentía increíble, asombrado por esas gloriosas montañas que nos rodeaban y por correr en esa mañana junto con grandes amigos. Llegamos al paso y deje que Kilian se tirara por el desfiladero antes que yo. Sé que le gusta bajar como si tuviese unos esquís, así que lo deje que se deslizara hacia abajo dejándole un margen para que no le caiga ninguna piedra en mi descenso. Baje también como si estuviera esquiando por el desfiladero, con Julien pegado a mis talones. Bajamos en segundos, paramos para quitarnos las zapatillas y vaciar la pila de rocas que teníamos dentro y seguimos nuestro camino.

 

photo-3-3

Island Lake (El lago de la isla) Photo by VFuel

Continue Reading…